Condicionamiento clásico y operante.

Condicionamiento clásico y operante.

El condicionamiento es una técnica que se basa en establecer condiciones de control de estímulos.

Condicionar ciertas respuestas a la presencia de estímulos definidos anteriormente.

 

Hay tres tipos de condicionamiento:

 

Condicionamiento Clásico: Un estímulo que no producía la respuesta deseada es asociado a uno que sí que la produce. De esta manera llega un momento en el que el estímulo neutro (el que no la producía) pasa a producir la respuesta o conducta.

Condicionamiento Operante: La frecuencia de una respuesta aumenta o se reduce por su asociación con un estímulo aversivo o reforzante.

Aprendizaje Vicario: El aprendizaje es una mera imitación de conductas.

 

Condicionamiento clásico.

El condicionamiento clásico fue desarrollado por los conductistas, descubierto por Pávlov y ampliamente estudiado por Watson.

La idea es que, un estímulo neutro es emparejado con un estímulo incondicionado. Tras repetidas series el sujeto acaba dando la misma respuesta que provoca el estímulo incondicionado pero con el estímulo neutro presente.

Este tipo de condicionamiento se centra en los reflejos, que resultan de la exposición de un organismo a determinado estímulos. Los reflejos son comportamientos internos involuntarios.

Modelo de condicionamiento clásico de Pávlov:

El estímulo incondicionado  (EI) provoca la respuesta incondicionada (RI)

El estímulo neutro (EN) no provoca la respuesta incondicionada (RI)

Estímulo incondicionado y estímulo neutro son presentados al organismo a la vez.

Esta combinación entre el estímulo neutro (EN) y el estímulo incondicionado (EI) convierte al EN en EI.

 

Condicionamiento Operante.

Es una forma de aprendizaje en la se aumenta la probabilidad de repetir una conducta si esta tiene consecuencias positivas, y al contrario, si la conducta conlleva consecuencias negativas esta se repetirá cada vez menos.

Es un tipo de aprendizaje asociativo que no tiene que ver con la asociación entre estímulos y conductas sino con las consecuencias de esas conductas.

El condicionamiento operante tiene cinco fases.

Adquisición.clásicoyoperante

Generalización

Discriminación.

Extinción

Recuperación espontánea.

También se llama a este tipo de condicionamiento, condicionamiento instrumental ya que la conducta sirve de instrumento para llegar a un fin.

Para E.L. Thorndike esto se da por ensayo y error sin embargo para Skinner las respuestas que se vean reforzadas son las que mayor probabilidad tendrán de repetirse y aquellas castigadas las que menos.

Existen cuatro procedimientos dentro del condicionamiento instrumental:

Refuerzo Positivo: Objeto, conducta u evento que aumenta la frecuencia de la respuesta en el sujeto. Es el mecanismo más efectivo de aprendizaje.

Refuerzo negativo: Objeto, conducta u evento cuya retirada incrementa la probabilidad de respuesta del sujeto.

Entrenamiento de Omisión: Se produce al retirar un estímulo positivo de una conducta para así extinguir la respuesta.

Castigo: Se produce una disminución de la conducta ya que lo siguiente es un estímulo indeseable o aversivo.

No es lo más recomendado ya que tiene efectos no deseados. En ocasiones la conducta solo desaparece temporalmente cuando es probable un contexto de castigo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *